Estimados Colegas:

Recuerden que toda información importante es enviada por e-mail.

Sugerimos revisarlos periódicamente

» Artículos Publicados » 25 de febrero de 2017: Día Internacional del Implante Coclear 60° Aniversario de la realización del primer implante coclear.

25 de febrero de 2017: Día Internacional del Implante Coclear 60° Aniversario de la realización del primer implante coclear.

Fga. Grabriela Dotto
Mat. 78/2°

 

Muchos años pasaron desde que Alexander Volta en el 1800 comenzara con la estimulación auditiva hasta que, recién en el año 1957 los doctores Djourno y Eyries -en Francia-, estimularon con un electrodo el nervio auditivo de un paciente. En esa oportunidad insertaron un hilo de cobre dentro de la cóclea a un paciente masculino de 50 años, quien padecía de una sordera total. El reporte médico indicó que, gracias a este procedimiento quirúrgico, ese paciente fue capaz de percibir el ritmo del lenguaje. Por lo tanto, a esta cirugía se la considera como el primer implante coclear.

Desde entonces, científicos de todo el mundo interesado en estudiar los problemas de la audición y sus posibles soluciones, se dedicaron a investigar incansablemente y desarrollar tecnología sobre la temática.

En la actualidad, el Implante Coclear ha dejado de ser un procedimiento experimental para convertirse en una práctica segura, confiable y de demostrada eficacia para el tratamiento de las pérdidas auditivas de severas a profundas. A su vez, ha permitido mejorar significativamente la calidad de vida de las personas sordas.

A continuación testimonios de pacientes y familiares de personas sordas: 

“Fue unas de las mejores decisiones que tomaron mis padres de operarme cuando era pequeña, porque gracias al implante tengo una vida normal, ya que puedo escuchar y hablar bien.”
-- Martina (21 años)
Nació sorda y fue operada a los 3 años con un IC --

“Tras un año de uso de audífonos, donde no se obtuvieron los resultados esperados, apareció la propuesta de la parte médica de IC a María Emilia. En nuestra cabeza ya daba vuelta la idea del IC por lo que no dudamos en aceptarlo. Pero apareció el temor y la angustia de tener que atravesar una cirugía con sólo dos años de edad.

Con el pensamiento puesto para adelante y confiados en darle a Memi todas las herramientas posibles para que se comunique, afrontamos la dura experiencia, la cual fue en dos etapas: el oído derecho a los dos años y el izquierdo a los cuatro años de edad.

Durante esa etapa también apareció el apoyo de la lengua de señas el cual fue una bisagra en nuestras vidas, que fue quedando atrás a medida que María Emilia iba codificando el lenguaje y de a poco comprendía cada consigna.

Hoy podemos decir que desde la parte auditiva Memi está muy bien, comprende no sólo a papá y mamá, sino a todo su entorno. La parte de producción del lenguaje va más lento, pero poco a poco va incorporando más vocabulario.

María Emilia va al jardín común desde su 1er. año de vida, en este año 2017 cursará su 1° grado en la escuela común también, con apoyo de maestra integradora. Seguimos con las sesiones de fonoaudiología semanales y con una vida de desafíos por delante… Es difícil que un padre no hable bien de su hijo/a, por eso apelamos al último informe escolar 2016 donde dicho informe culmina diciendo: “María Emilia es muy buena alumna, siempre está conectada a las necesidades de sus pares, es sensible y principalmente una nena muy feliz”
-- Cintia y Juan Pablo Papás de María Emilia(6 años)
Nació sorda y actualmente tiene 2 IC --

“Somos Rubén y Silvia, los papas de Valentín de 8 añitos. Decidir sobre la posibilidad de implantarlo, no fue difícil, porque sabíamos que era lo mejor para él. Valentín padece hipoacusia bilateral profunda de nacimiento y los audífonos no daban los resultados esperados.

A los 4 añitos fue implantado con resultados excelentes, podríamos decir que su audición es casi normal y como seguimos con los tratamientos fonoaudiológicos, Valentín esta incorporando de a poco su lenguaje dando muestras de que tiene todo para seguir progresando. Hay un antes y después del Implante Coclear, no sólo en la vida de Valentín, si no para toda nuestra familia. El lleva una vida social normal, asiste a la escuela y tiene muchísimos amiguitos. Viendo las evoluciones sabemos que fue la mejor decisión que pudimos tomar para la vida de nuestro hijo."
-- Silvia y Rubén papas de Valentín (8 años)
Nació sordo y tiene 2 IC con cirugías secuenciales --

“Me llamo Carolina, me implanté del oído derecho hace 6 años y al año siguiente hice el implante del OI. Fui usuaria de audífonos desde los 12 años, asi que estaba muy acostumbrada al estímulo que devuelve el amplificador. Por eso el primer implante fue, de alguna manera un choque importante, algo que se percibía como contrastante.

El momento del encendido del 1° implante fue difícil, de alguna manera implicó cierta desilusión. En el imaginario esperaba una escucha instantánea, y en ese momento tuve la certeza de que tenía que volver a aprender a escuchar. En un principio era todo un mismo ruido que subía y bajaba de intensidad. Con concentración y constancia, comencé a esperar los sonidos que, por lógica, sabían que debían estar ahí… si estaba encendido el TV yo esperaba identificar la voz, ponía el lavarropas para reconocer su sonido… En la habitación, esperaba la llegada de mi esposo, el clic de la llave de luz, los pasos por la escalera, el sonido de la puerta al abrirse, etc. Una vez logrado lo cotidiano y calmada mi ansiedad, el resto fue más automático, más sencillo. Aparecieron sonidos que no los tenía registrados en mi memoria y tenía que preguntar ¿qué era ese sonido?… como el guiñe del auto, las ranas, el agua correr, la lluvia, etc. Por ejemplo, el sonido del paquete de galletitas fue altamente doloroso e intenso y nos llevó varias sesiones de trabajo con mi fonoaudióloga para poder solucionarlo.

Otro tema complejo fue el ponerme los implantes cada mañana…pasar del mundo del silencio al mundo del sonido. Hoy creo que hubiera sido un proceso más sencillo si me hubieran implantado los dos oídos en simultáneo.
-- Carolina, Docente e Intérprete en LS (41 años)
Adquirió la sordera en la primera infancia, el primer implante fue en el año 2011 y el segundo en 2012 --

Colegio de Fonoaudiologos de Rosario